¿De qué se reían tanto en Nueva York? Era o la risa o la pancarta, y decidieron lanzarse a la carcajada, el baile y el surrealismo. El escenario político arde más que la melena de Karen Elson, Las firmas presentes en la New York Fashion Week han demostrado estoicismo ante la que está cayendo (llovió, por cierto) y no idearon el chaleco amarillo deluxe. Ralph Lauren terminó en baile, al igual que Tommy Hilfiger o Deveaux; el accesorio de la temporada será una maceta con planta incluida; si estás pensando en comparte el vestido-sayón de popelín negro de Zara, Bevza te reafirma en tu decisión, y Kate Spade recuerda que salir vestida como Carrie Bradshaw no está tan trasnochado.

Confeti, bailes, sonrisas al público… Si no fuera porque las propuestas convencieron habríamos pensado que la música se trataba de una cortina de humo para ocultar looks poco contundentes. Un recurso, el del jaleo final, el de la metáfora de la moda es divertida por si llegaste a pensar lo contrario, que ya en su momento explotó Sonia Rykiel y Lagerfeld perfeccionó en su histórico desfile en Cuba. En nuestra wish list: no solo los trajes sino un gimnasio que en lugar de mezclar danza con pilates con yoga…, nos enseñe las coreografías de todos estos desfiles.

Un guiño a la preocupación por la situación medioambiente en forma de accesorio. La próxima primavera Kate Spade propone que nos dejemos de «minibolsos de jacquemusa» que no llevan a ninguna parte. La maceta en mano es por lógica lo que mejor conjunta con los vestidos florales. Eso lo sabe todo el mundo.

En las semanas de la moda, a veces, lo mejor ocurre fuera. El streetstyle es suculento y observando con lupa a los asistentes sacamos mil ideas que bajo nuestro criterio estético y límites presupuestarios copiaremos sin tapujos. Empezando por este peinado: coleta baja, rubio radiante, pelo tirante.

Prosigue la tendencia delsayon robe , el que muchos tachan de monjil y afirman que solo favorece si en tu DNI consta que has nacido en Copenhague. Falso. Desde este invierno y con vistas a la próxima temporada callarás las bocas de quienes demuestran una mentalidad muy… «localista» (eufemismo).

Explotar las fortalezas que uno tiene es de cajón. En el año del aniversario de la muerte de Carolyn Bessette no iban a olvidarse del estandarte norteamericano por excelencia, Sex and the city. Salir a pasear vestida como ella será tendencia el próximo verano. ¿Qué tendrá el personaje de Carrie para que no se haya agotado ya? Y es una Carrie literal, sin actualizar. La auténtica, la que tan bien conoces.





Fuente Enlace

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *