Doña Letizia ha vuelto a sorprendernos con un elegante vestido perfecto para las citas navideñas, esta vez más festivo que el diseño de Sandro que lució el pasado jueves. La reina ha confiado en Carolina Herrera, una de sus marcas fetiche, para asistir a los premios Mariano de Cavia, Luca de Tena y Mingote entregados en la Casa de ABC en Madrid.

En pleno mes de diciembre las celebrities y las royals con más estilo son la inspiración perfecta para salir triunfante tanto en la cena de empresa como en Nochevieja. Si Rania de Jordania nos dio el chivatazo de que el el pantalón perfecto para estas Navidades está en Zara, hoy la reina Letizia nos recuerda lo infalible que puede ser un vestido negro.

Haciendo memoria, es habitual que el estilo de Doña Letizia sobresalga en los premios de periodismo Mariano de Cavia, Luca de Tena y Mingote. Para acudir a su 98 edición la monarca ha rescatado de su armario un elegante vestido de Carolina Herrera cuajado de lentejuelas negras con detalles en blanco que ya estrenó en 2017. Un diseño sin mangas con el que la esposa de Felipe VI ha vuelto a presumir de brazos fibrosos y en plena forma a sus 46 años.

La reina ha querido cederle todo el protagonismo del look al vestido complementándolo con unos salones negros de Lodi y un bolso de mano a tono de Magrit. A modo de joyas ha lucido los pendientes de chatones pertenecientes al joyero real, visibles gracias a su moño messy, muy a lo Meghan Markle, también perfecto para las fiestas que se avecinan.





Fuente Enlace

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *